Un Parsifal breve

23 Juliol 2009

Carátula Frontal

A veces el refrán “lo bueno si breve, dos veces bueno” alcanza toda su realidad en las cosas más inesperadas. Es el caso de este Parsifal que apenas dura 3 horas y 40 minutos (50 minutos menos que el mítico de Kna en Bayreuth!!!!).

Esta versión es una aproximación interesantísima a Parsifal, con sus fortalezas y sus debilidades. Los tiempos, comparados con los habituales o tradicionales, son muy rápidos y a veces oscurecen las maravillas del trabajo de orfebrería (un mundo riquísimo de micro-estructuras musicales) que Wagner consiguió en la orquestación, y que solo en las grabaciones mejor grabadas y más lentas se detectan como en la mítica de Kna del 1962 o la más reciente de Goodall de 1984. El enfoque de la obra que imprime Boulez deja de ser contemplativo y místico y se centra en dar un pulso más dramático a los acontecimientos y a las narraciones. Hay más sufrimiento (notable narración de Amfortas), más carnalidad (en el segundo acto) y más opresión (la intervención de Titurel exigiendo a su hijo la consagración del Grial es maravillosa). Podemos decir que Boulez hace que la obra aterrice en el mundo de los humanos y sus pasiones, alejándolo del misticismo en que tradicionalmente se envuelve la obra.

Con respecto a las prestaciones vocales, dominada por cantantes anglosajones, destacan el soberbio Parsifal del magnífico James King (este tenor es uno de los grandes heldentenores de todos los tiempos, y hay que empezar a reivindicarlo más), con una timbre bello, un fraseo maravilloso (musical y lleno de matices) y unos medios vocales (tanto en el agudo como en el grave) notabilísimos. Destacadísimos también el Gurnemanz de Franz Crass (voz muy poderosa y bien manejada), el Amfortas de Stewart y la Kundry de Gwyneth Jones (mejor cuando canta por encima del mezzoforte, y muy anecdótico el grito al inicio del tercer acto, más horripilante que creible).

La grabación tiene un sonido nitidísimo (es un directo) y recoge a las masas del festival de Bayreuth en muy buena forma. El coro está dirigido por el gran Wilhelm Pitz en una de sus últimas actuaciones y es destacable la claridad y expresividad que consigue (se palpa el horror cuando aparece el cuerpo de Titurel).

Lo dicho, un muy notable Parsifal con una visión más teatral del drama wagneriano, y con la ventaja (o inconveniente?) de que cabe en tres cds.

Richard Wagner (1813-1883) – Parsifal (CDs)

Parsifal – James King

Kundry – Gwyneth Jones

Gurnemanz – Franz Crass

Amfortas – Thomas Stewart

Klingsor – Donald McIntyre

Titurel – Karl Ridderbusch
Chor und Orchester der Bayreuther Festspiele -Pierre Boulez-Rec. Bayreuth, 1970

Anuncis

Una resposta to “Un Parsifal breve”


  1. […] Entrades més vistes Un recital deliciosoMis favoritos: Tchaikovsky-Sinfonías 4, 5 y 6Mis Favoritos: Die Frau Ohne Schatten de R. StraussMis favoritos: Nabucco de Giuseppe VerdiUn Parsifal breve […]


Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

S'està connectant a %s

%d bloggers like this: